Inicio / Revista / Actualidad / MARCHA DEL ORGULLO LGTTB EN MENDOZA Y PROTOCOLO DE DETENCIÓN

MARCHA DEL ORGULLO LGTTB EN MENDOZA Y PROTOCOLO DE DETENCIÓN

Por Consuelo Marianela Herrera y Emmanuel Nicolás Fadin

Qué es la marcha del orgullo LGTTB? …

Por empezar, para responder a esta pregunta deberíamos hacernos otras, como por ejemplo: ¿Qué son los movimientos sociales? ¿Es la marcha del orgullo LGTTB, un movimiento social?

Comenzaremos hablando de los movimientos sociales, los cuales son la máxima expresión de la lucha colectiva , que, frente a un hecho de injusticia social generan espacios de articulación no clasista, dónde en forma de protesta y en conjunto, se movilizan para demandarle al Estado, igualdad, respeto, inclusión, reivindicación de derechos, etc. Por ende, podemos decir que la marcha del orgullo LGTTB es un movimiento social; primero porque está conformada por un conjunto de personas y diversas organizaciones; segundo porque a través de este espacio se generan diversas demandas concretas al Estado y tercero porque esta expresión colectiva toma cuerpo e impronta cuando es llevada a cabo en forma de protesta (en la vía pública).

Frente a las consiguientes reformulaciones en sus formas de organización tanto en lo económico lo político y lo social, por parte de quienes hoy están en el poder estatal, la comunidad LGTTB  ha visto un retroceso respecto a la implementación de políticas sociales concretas que tengan que ver con la inclusión del colectivo.

El gobierno provincial de Mendoza, junto a empresarixs y algunas organizaciones LGTTB, este año hegemonizaron el elemento de constitución (comisión organizadora) que tenían las organizaciones que históricamente ayudaron a la creación y gestión de la marcha del orgullo LGTTB, y de forma arbitraria desplazaron a todas las organizaciones con las cuales no compartían intereses ideológicos, partidarios. Transformándole el sentido de movimiento social por completo, debido a que resulta totalmente incoherente el pensar que el estado, que en este caso es el demandado, sea el que organice la marcha.

En Mendoza no se puede celebrar la diversidad, cuando las travas y trans son asesinadas, cuando las tortas y los gays son perseguidxs, hostigadxs y cuando el estado trata de invisibilizar los reclamos del colectivo hegemonizando su elemento de lucha.

Protocolo de Detención

El gobierno nacional no deja de mostrar su hilacha de represor y violento, ahora que pretende perseguirnos y victimizarnos, aún más, con su nuevo “Protocolo de detención para personas LGBT”. Una muestra más de su ignorancia en el tema y de su política de “maquillaje progresista”.

Esto es una amenaza explícita ya que se publica durante la semana en la que se organizaron varias de las marchas del orgullo LGBT provinciales, y a pocos días de la marcha en Capital Federal. No extraña esta provocación del gobierno, que viene realizando este tipo de actos desde hace tiempo contra todxs aquellxs que salimos a las calles a luchar por nuestros derechos, ni es ajeno al caso Santiago Maldonado, ni a lxs presxs políticos como Milagro Sala. Tampoco extraña que en el escrito se hable de “provocar sufrimientos y dolores graves”, permitiendo, implícitamente, provocar sufrimientos y dolores “leves a moderados”, o lo que el personal de seguridad considere “no grave”, legitimando así la tortura para nuestra comunidad.

No es necesario dicho protocolo si se conocen y respetan nuestros derechos emanados de las leyes  que nos reconocen y que logramos aprobar en años anteriores, demostrando la ineptitud y desconocimiento del Estado en  derechos humanos; además de la intención implícita de generar registros que nos criminalicen como gays, lesbianas y trans, y de otorgar vía libre a las fuerzas policiales, que es una institución históricamente homofóbica, transfóbica y machista, para que nos detengan, repriman y torturen y sigan haciendo sus negocios prostibularios con mayor comodidad.

El Gobierno no puede ser más evidente en su intención, pues no genera protocolos de atención primaria a personas LGBT, o protocolos que garanticen acceso igualitario a tratamientos para personas trans, ni hablar de protocolos que garanticen en tiempo y forma la entrega de medicación a personas VIH positivas, materia en la cual este gobierno está fallando una y otra vez. Quieren mostrar que, dentro de su política de ajuste y represión, son “inclusivos y respetuosos” de las identidades alternas, cuando en realidad, estamos retrocediendo décadas en materia de derechos para la comunidad LGBT. Estamos volviendo a las razias que se hacían en los 90, y con este protocolo, volveremos a las listas negras que nos identifican y criminalizan a lxs activistas y militantes.

Atacan a nuestra comunidad porque saben que somos críticos, y porque nos tienen miedo. Le tienen miedo a nuestros cuerpos disidentes, le tienen miedo a nuestros reclamos furiosos e incesantes, le tienen miedo a nuestras profundas convicciones que atacan sus intereses  de empresarios capitalistas, explotadores y machistas.

Leer también

LA CORREPI LLEGA A MENDOZA

La Coordinadora contra la Represión Institucional y Policial (Correpi) hace su presentación en nuestra para …